Candidato abandona las filas de Córdoba Ciudadana

“LOS VOTOS DEL FRENTE CÓRDOBA CIUDADANA NO SE COMPRAN NI SE VENDEN”. Así comenzó el sentido comunicado que lanzó el frente Kirchnerista tras padecer la renuncia de Sergio Flores, octavo candidato de la lista que encabeza Pablo Carro, quien ahora formará parte de la lista de Unión por Córdoba.

Desde Córdoba Ciudadana plantean que el actual Gobernador, Juan Schiaretti, y su Vice, Martín Llaryora, hoy candidato a diputado nacional, están nerviosos y asustados”. Además, vaticina que con estas decisiones “Unión por Córdoba se encamina a repetir en octubre la derrota electoral de las PASO.”

También hacen alusión a la muy mencionada campaña agresiva que mantiene el oficialismo provincial contra los otros partidos. Desde las PASO, hemos tenido que soportar la puesta en circulación de votos truchos, allanamientos en el local del Partido de la Victoria, publicidad engañosa, etc.”

Para cerrar el comunicado, describe a Sergio Flores como un dirigente con debilidades en sus convicciones. Y asegura que tanto Martín Llaryora como Juan Schiaretti están desesperados y confundidos. Además, se proclaman como “la única fuerza opositora capaz de ponerles un límite ahora y construir una alternativa que contemple los intereses, necesidades y aspiraciones de la mayoría.”

OPINIÓN

Parece mentira que a tan pocos días de las elecciones, los candidatos aún no sepan a qué partido apoyar, y no solo habla mal de aquellos que renuncian a sus “ideales” para asegurar una banca, sino también de los partidos que buscan cartas nuevas como fichas de un juego de mesa. Lo cierto es que esta movida desestabiliza al frente Kirchnerista. Si bien la pérdida de Flores no significa mucho para ellos, el problema está en cuántos votos se lleva a Unión por Córdoba.

Be the first to comment

Leave a Reply